viernes, octubre 31, 2008

¿La solución? El chocolate.


La serpiente me quedó más gorda de lo previsto, comprobé, debió ser por la bola de arcilla que se comió durante la noche. El día anterior se pasó todo el tiempo mirándola y le lloraban los ojos del hambre. Mi profe dice que las serpientes son delgadas como churros, no como yo que soy gordito y pelirrojo. Yo sé , me lo dijo mi hermana Gabriela, que en las chocolaterías hay serpientes que se alimentan de chocolate y están como palillos de dientes. Papá no me saca a la calle; le da miedo. Dice que soy diferente, tengo síndrome de... “¿Town?.” Creo que en realidad es por las serpientes; le dan miedo. La solución es el chocolate. Mañana le daré un huevo Kinder y se pondrá más fina que un churro... 

José Fernández del Vallado.josef. 2008




Reacciones:

33 libros abiertos :

Post más visto

Otra lista de blogs